Cibeles desde la distancia, cuando todo se ha apagado.

Me subo al AVE y empiezo a comprender que poco a poco me iré alejando de Madrid, de esa ciudad a la que adoro desde hace muchísimo tiempo, cuando ni tan siquiera había pisado su suelo pero ya me había estudiado sus calles. Cuando era chico llegó a casa un libro enorme sobre Madrid, recuerdo que siempre lo tenía cerca mía y de vez en cuando ojeaba las principales calles de la ciudad e imaginaba paseos llenos de teatralidad y momentos televisivos (ver upa dance acercó más a mí la ciudad, todo hay que decirlo porque recuerden como aquellos jóvenes se marcaban un baile en cualquier zona de la ciudad, ya sea la plaza mayor o el paseo de la castellana).

Ayer Cibeles llegó a su fin y ésta ha sido para mí una edición especial. Por primera vez me encontraba con la pasarela y ya sabéis cuales fueron mis impresiones (diario cibeles). Desde la distancia he añorado los flashes, el metro, las fiestas y sobre todo la compañía porque dentro de un espacio tan neutro se concentra una enorme calidad humana y aunque suene típico, en el fondo es verdad, porque aquellos bloggers que he conocido llenaban de color ifema y no sólo con sus looks.
De las colecciones no voy a hablaros porque ya os las he puesto, me parece que durante estos días se han cometido varios atentados contra el buen gusto y me quedaría con una frase que he escuchado hoy: Hay niños que necesitan mamar de su madre un año, dos, cinco... Pero si tras veinte años mamando no tienen resultado algo va mal. Pero por otra parte ves colecciones a la altura y se te olvida todo lo malo.

Parece ser y yo he podido comprobarlo en algunos desfiles, que este año han estado muy estrictos con la entrada a los desfiles, parecía que a los guardias (siempre cumpliendo con directrices) les habían quitado los sentimientos y colarse parecía una tarea imposible. Por no hablar de la estupidez de que pidan entradas para acceder al cibelespacio o en su caso repartir mejor dichas entradas, porque de esta manera se vuelve todo muy exclusivo.
Aún así, los stands son muy interesantes y por lo que he escuchado por allí de boca de algunos asiduos a la pasarela, esta edición estaban mejor que nunca.

En general creo que no soy demasiado objetivo para hablar de la Cibeles Fashion Week, porque en una primera vez no ves los fallos con detalles, aprecias todo por la emoción y por las ganas que le has puesto a la aventura, pero no creáis que todo es fashion, glamour y polvos de maquillaje. Cibeles es algo más que hay que descubrirlo y que iré en busca de eso en febrero... Hasta entonces, las luces permanecerán apagadas y el suelo esperará impaciente a aquellos louboutins que los pise. ¡El diario cibelino ha terminado!

You May Also Like

11 comentarios

  1. Se ve que disfrutaste un montón!!Yo soy una enamorada de Madrid en la distancia, pero siempre que puedo voy y me vuelvo a enamorar de sus calles...

    Un besote y gracias por pasarte por mi blog guapo!

    ResponderEliminar
  2. Yo tb disfrute un monton, me lo pase pipa¡¡

    ResponderEliminar
  3. Habrá que esperar, pues, hasta febrero. Pero, por el momento, mi más sincera enhorabuena por una excelente crónica cibelina ;D

    Ahora toca volver a la normalidad, no?

    ResponderEliminar
  4. a mi me encantaría ir en febrero! y ya de paso conocerte!!! he seguido todos tus pots de cibles y me han gustado mucho, pq le pones corazon... Y a mi me encantaba UPA DANCE!! no me perdía ni un capítulo! que pena que ya no cosas parecidas en la tele... FAMA es un reality cada vez mas chabacano y ademas lo dan a la tarde que no lo puedo ver... Ojala coincidamos en febrero!

    ResponderEliminar
  5. me encantó compartirlo contigo. Hasta febrerooo!!!

    ResponderEliminar
  6. que guay Alejandro!!
    Ha tenido que ser impresionante!!
    Leer tus vivencias, tu mete en el ambiente!!!
    Besotes desde Paris

    ResponderEliminar
  7. Me alegro que Cibeles te gustará tanto. Bonito Post.

    Besos.

    http://daughtersofthedressmaker.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. ha sido un poco mala suerte, porque a partir del domingo todo empezó a flojear en los controles, y te diré que hemos colao a mucha gente a partir de ese día...

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por comentar! Puedes seguirme en todas las redes sociales a través del usuario @becealejandro